Domingo  16 de Junio del 2024
  
PARA SABER

Cómo el cambio climático está aumentando el riesgo de otra pandemia

La pérdida de biodiversidad impulsada por la actividad humana no solo amenaza a las especies animales y vegetales, sino que también facilita el auge de enfermedades.



A medida que los humanos degradamos el medio ambiente de la Tierra, hemos creado un mundo en el que las enfermedades pueden ser cada vez más propensas a enconarse y multiplicarse.

Las criaturas que propagan infecciones, como mosquitos y garrapatas, prosperan en un planeta calentado por un manto de emisiones de combustibles fósiles. Cuando la contaminación, la caza o el desarrollo llevan a la extinción a organismos poco comunes, los parásitos proliferan porque han evolucionado para atacar a las especies más abundantes.

Y luego están los daños causados cuando los humanos introducen plantas y animales no autóctonos o productos químicos como herbicidas y fungicidas en ecosistemas frágiles. Según un estudio publicado el miércoles en la revista Nature, esto agrava la pérdida de biodiversidad y hace que las poblaciones supervivientes sean más vulnerables a las enfermedades.



Los investigadores afirmaron que este estudio es el primero que analiza el modo en que esta variedad de problemas ambientales puede agravar los riesgos de enfermedad. En él se combinaron cientos de estudios y miles de observaciones de todo tipo de criaturas -humanos y otros mamíferos, peces, reptiles, anfibios, gusanos y artrópodos- y todo tipo de patógenos, como virus, bacterias y hongos.

El análisis reforzó las conclusiones de muchas de esas investigaciones: que un mundo más cálido y con ecosistemas devastados es más hospitalario para muchos parásitos, y menos para los humanos y otros seres vivos.

[Las inundaciones en Brasil causaron una devastación histórica, y se avecinan más lluvias]
Te puede interesar:Las inundaciones en Brasil causaron una devastación histórica, y se avecinan más lluvias

La conexión apareció con todos los tipos de infecciones y sus huéspedes, lo que sugiere que a medida que el planeta siga calentándose y los humanos sigan alterando la naturaleza, el aumento de la propagación de enfermedades “será constante y generalizado”, afirmó Jason Rohr, profesor de ciencias biológicas de la Universidad de Notre Dame y uno de los autores del estudio. Añadió que la relación era tan clara con los seres humanos como con la fauna y la flora.





“Y ello a pesar de todos los esfuerzos que hacemos por controlar y prevenir las enfermedades”, sostuvo Rohr.

El estudio sugirió que, si las enfermedades proliferan en el mundo animal, podría aumentar la probabilidad de que se produzcan casos de “contagio” que expongan a los humanos a nuevos patógenos, el origen probable del covid-19 y una de las consecuencias temidas de la propagación de la gripe aviar H5N1.

“Podría significar que, al modificar el medio ambiente, aumentamos los riesgos de futuras pandemias”, afirmó Rohr.

Por sombríos que parezcan los resultados, subrayan que las acciones para proteger el planeta también pueden servir para mejorar la salud, señalaron los investigadores.

“Esto se suma a una larga lista de razones por las que deberíamos abandonar rápidamente los combustibles fósiles y tratar de mitigar los efectos del cambio climático”, aseguró Felicia Keesing, profesora del Bard College que no participó en el estudio, pero cuyas investigaciones se centran en la biodiversidad y los riesgos de enfermedad.

El estudio utilizó observaciones de los resultados de enfermedades que afectan a una amplia variedad de parásitos que infectan a un espectro de huéspedes en todo el mundo. Las observaciones también incluían información sobre una serie de influencias humanas en el medio ambiente: cambios en la biodiversidad, contaminación química, cambio climático, pérdida o cambio de hábitats e introducción de especies no autóctonas.

La biodiversidad presenta un gradiente natural en todo el planeta, con el mayor número de especies cerca del ecuador y a elevaciones moderadas. Los investigadores midieron el efecto de la pérdida de biodiversidad causada por el hombre en las enfermedades, comparando las observaciones de infecciones en todo el mundo con la prevalencia media de enfermedades en distintos niveles de biodiversidad a lo largo de ese gradiente natural. En la naturaleza, la reducción de la biodiversidad se asocia a una disminución de las enfermedades.

Pero cuando los humanos provocan pérdidas de biodiversidad, las enfermedades aumentan. Los investigadores descubrieron que los niveles de enfermedad y mortalidad en entornos afectados por dichas disminuciones de vida causadas por el hombre eran casi nueve veces peores que los resultados de enfermedad esperados en el gradiente natural de biodiversidad de la Tierra.

Según Rohr, esto se debe probablemente a que la pérdida de criaturas poco comunes hace que a los patógenos les resulte más fácil encontrar las especies más abundantes que han evolucionado para utilizar como huéspedes.



Los investigadores también descubrieron que el cambio climático y la introducción de especies no autóctonas tienen vínculos significativos con el empeoramiento de la propagación de enfermedades, aunque no tan fuertes como el efecto de la pérdida de biodiversidad.

El análisis halló una variable de influencia humana que en realidad disminuía los riesgos de enfermedad: la pérdida de hábitat. Según Rohr, los investigadores creen que esto se debe en gran medida a la urbanización: Las ciudades suelen tener mejores infraestructuras sanitarias y de salud, y simplemente albergan menos organismos naturales, explicó.

Skylar Hopkins, profesor adjunto de la Universidad Estatal de Carolina del Norte que no participó en la investigación, advirtió del peligro de aplicar las conclusiones de forma demasiado general. Los análisis como este se componen de una selección de estudios completos, pero no pueden representar una muestra verdaderamente aleatoria de patógenos e infecciones, señaló.

No todos los parásitos son “malos”, añadió, y tampoco se puede dar por sentado que la reparación de la biodiversidad perdida vaya a deshacer el aumento de las enfermedades.

La investigación publicada el miércoles se basa en hallazgos anteriores que relacionan la propagación de enfermedades con cambios globales específicos.

Por ejemplo, se sabe que el calor extremo y las precipitaciones relacionadas con el cambio climático provocado por el hombre han permitido que aumenten los casos de malaria, y podrían hacer que se dispararan aún más en las próximas décadas. Se sabe que las pérdidas de biodiversidad contribuyen a la propagación de enfermedades como el covid-19, el VIH/SIDA, el ébola y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS).

Sin embargo, los investigadores señalan que aún queda mucho por saber sobre cómo las múltiples influencias del ser humano en el medio ambiente pueden acumularse mutuamente.

“Por ejemplo, el cambio climático y la contaminación química pueden provocar la pérdida y el cambio de hábitats, lo que a su vez puede causar la pérdida de biodiversidad y facilitar la introducción de especies”, escriben los investigadores. Nuevos estudios tendrán que examinar si esos factores, en combinación, sirven para sumar, restar o incluso multiplicar los riesgos de propagación de enfermedades.

(*) The Washington Post

(*) Scott Dance es reportero de The Washington Post y cubre las noticias sobre condiciones meteorológicas extremas y las intersecciones entre el tiempo, el clima, la sociedad y el medio ambiente. Se incorporó a The Post en 2022 tras más de una década en el Baltimore Sun.


Jueves, 9 de mayo de 2024


 


Volver

Apoyas a la china Suarez o Wanda Nara?

Wanda Nara
China Suarez
Ninguna
Estás escuchando:
  Conducción:
  Próx. programa: 20:00
 
TENIS DE ATP
Rafael Nadal confirmó su ausencia en Wimbledon
Rafael Nadal confirmó que no dirá presente en la próxima edición de Wimbledon con un comunicado en el que detalló sus objetivos: "Durante mi rueda de prensa posterior al partido en Roland Garros me preguntaron sobre mi calendario y desde entonces he estado practicando en tierra batida.
COPA AMÉRICA
Los 11 de Lionel Scaloni para el amistoso ante Guatemala
La Selección Argentina tendrá su último amistoso de cara a la Copa América y Lionel Scaloni termina de ultimar detalles.
DATOS
Sólo 2 de cada 10 millennials argentinos tienen estudios superiores completos
Se reciben menos jóvenes de 18 a 34 años que hace una década. La generación Z queda aún más rezagada en la comparación con Corea del Sur, Canadá y Japón.
POLITICA
El FMI aprobó el desembolso de US$ 800 millones para Argentina y dijo que el programa está "firmemente encaminado"
La cúpula del organismo oficializó la aprobación de las metas del primer trimestre.
ACTUALIDAD
Amnistía Internacional pidió que los países del G7 aborden la situación de los derechos humanos en Argentina
El organismo hizo un llamado a los jefes de Estado reunidos este fin de semana en Italia para abordar la situación del país.
INUNDACIONES
Miami en estado de emergencia por “lluvias con riesgo de muerte”
Peligrosas inundaciones provocadas por una perturbación tropical dejaron bajo el agua gran parte del sur de Florida el miércoles, bloqueando rutas, con autos flotando y dejando a Miami en estado de emergencia y advertencias cada vez más graves. El mal clima continuará toda la semana.
FONDOS QUE ESTÁN CONGELADOS
El G7 acordó apoyo económico para Ucrania con activos rusos
Los líderes de los países del Grupo de los Siete (G7) alzanzaron este jueves un principio de acuerdo para conceder préstamos por valor de 50.000 millones de dólares a Ucrania, utilizando los intereses de los activos soberanos rusos congelados después de que Moscú invadió a su país vecino en 2022.
     TNGoya.com: +54-3777-671993
     Redacción: tngoya@hotmail.com
     Publicidad: tngoya@hotmail.com
     Desarrollado por ChamigoNet.com.ar